Los (nuevos) juegos de mesa

por Fernando el 15/02/2015

Estoy fascinando por los nuevos juegos de mesa. He de decir que desde el verano del año pasado empecé a aproximarme a ellos con interés creciente. Sin embargo, no ha sido hasta el mes de enero y febrero de este año 2015 cuando he empezado a bañarme en información relacionada con ellos. Y no ha sido fácil porque el mes de noviembre – diciembre pasado había comenzado a jugar, y mucho, al juegazo de Blizzard “HearthStone”.

Y es que con estos nuevos juegos de mesa estoy descubriendo un mundo que, sinceramente, ignoraba que existía. Cuando era pequeño recuerdo haber empezado a jugar a juegos de mesa clásicos mucho antes de descubrir los ordenadores y los videojuegos. Recuerdo que me resultaba súper entretenidos sin embargo, era muy pequeño aún y jugar en el parque también era algo que me encantaba y no requería tanta logística… pero lograron quedarse en mi subconsciente como algo a lo que querría volver tarde o temprano.

Después aparecieron los ordenadores, los videojuegos y… simplemente borraron de mi mente cualquier intención de querer jugar a videojuegos. De hecho, incluso antes de poseer un Spectrum estaba enganchado por los libro-juegos que no requerían, de nuevo, tanta logística para pasárselo bien y conseguir una inmersión total en mi con su lectura.

Sumido en todos estos pensamientos descubrí este artículo de Noel Llopis y me sentí muy identificado. Por no decir totalmente identificado. Os recomiendo que le echéis un vistazo si habéis llegado a este párrafo. De hecho, todo el blog de Noel es fantástico.

El caso es que ahora estoy empezando a descubrir y aprender sobre este tipo de juegos modernos. Y estoy comprobado que realmente estoy disfrutando con ellos. Y mucho. Me parece una forma de entretenimiento ideal para mi: puedo jugar en familia, son experiencias totalmente nuevas para mi, estoy aprendiendo sobre diseño, puedo disfrutarlos en solitario o con más personas, hay una presencia física, algo que, dejando a un lado el genial mundo digital, era algo que echaba de menos de los años 80 y 90 cuando compraba esas grandes cajas de videojuegos y eso mismo formaba parte de la experiencia. En definitiva, los juegos de mesa son para mi.

Dispongo de una colección de videojuegos de la que estoy bastante orgulloso. Tendré, fácilmente, entre 200 y 300 videojuegos físicos y digitales (algunas auténticas joyas). Sin embargo, este año, tengo intención de ampliar claramente la de los juegos de mesa modernos. Desde el verano pasado hasta el día de hoy ya dispongo de juegos como “Carcassone”, “Pandemia”, “King of Tokyo”, “Tortugas a la Carrera” o “Aventureros al Tren”. Y este mismo fin de semana hemos encargado “Caverna” y “Dobble”. Junto a estos nuevos juegos de mesa dispongo, de mis años de infancia, tres clásicos como “Monopoly”, “Hundir la Flota” o “Scrabble” (dignos clásicos pero muy lejos de las experiencias que se pueden disfrutar hoy en día).

Estoy comprobando cómo mis hijos, que están creciendo en una era de tabletas y móviles de última generación (que me encantan), ha cogido un interés mucho mayor por estos juegos de mesa del que yo mismo me podría haber imaginado. ¡Y disfrutan más con ellos que con los videojuegos! Y, de hecho, yo también disfruto muchísimo más jugando de esta manera que de cualquier otra. Es increíble ver cómo van entendiendo las mecánicas de los juegos y disfrutando de esa experiencia.

Tengo intención de seguir adquiriendo, antes de que acabe el año, más y más juegos de mesa y en esa lista tengo títulos apuntados como “Puerto Rico”, “Stone Age”, “El Grande”, “Mice and Mystic”, “Nations”, “Dominion”, “Colonos de Catán”, … Como digo, estoy realmente fascinando por todo lo que pueden ofrecer. Por el ritual de su compra e información, apertura de la caja, lectura de las reglas, el aprendizaje y, por su puesto, la diversion de jugarlos.

A nivel puramente profesional siento unas ganas tremendas de trabajar en proyectos relacionados con ellos. Es mecánica pura y creo que puede ser un ejercicio fenomenal para cualquier desarrollador intentar implementar un juego de mesa usando vistas basadas puramente en texto.

Seguramente vaya actualizando mi perfil en Board Games Geek comentando y puntuando los diferentes juegos de mesa que pueda ir disfrutando así como ir intentando apuntar todas las partidas que vaya haciendo a lo largo del año.

Escribe un comentario: